Logo

 LMS expone sistema Evaluación sin notas en el II Seminario Internacional en Evaluación Educativa 

22/10/2018

 LMS expone sistema Evaluación sin notas en el II Seminario Internacional en Evaluación Educativa 

Las Profesoras Valeria Macías y Erika Pérez, presentaron los fundamentos, la experiencia en aula, las dificultades y beneficios de un proceso de evaluación que pone el énfasis en los procesos de aprendizaje. 

El Liceo Experimental Manuel de Salas fue invitado a exponer sobre los fundamentos, la experiencia en aula, las dificultades y beneficios del sistema de Evaluación sin notas implementado en los Primeros Básicos desde el 2017 -y progresivamente en los siguientes niveles-, en el II Seminario Internacional en Evaluación Educativa «Explorando horizontes alternativos en evaluación: avances y desafíos pendientes», organizado por el Centro de Estudios en Evaluación de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la Universidad de Chile.

En representación de la institución asistieron las Profesoras de Educación General Básica Valeria Mecías y Erika Pérez, que son parte del equipo de diseño y puesta en marcha el proyecto, quienes expusieron en el panel “Experiencias de transformación de la cultura evaluativa en el aula”, junto a la Profesora de Filosofía Lorena López, por su trabajo en el Liceo Carmela Carvajal de Pratt, y Selvi Lillejord, integrante del Centro para el Conocimiento en Educación del Consejo de Investigación de Noruega.

Durante la  presentación, realizada el martes 16 de octubre en el auditorio María Ghilardi de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Chile, las docentes del LMS explicaron cómo surgió esta propuesta de cambio al sistema de evaluación. “El punto de inflexión se produjo durante el periodo de articulación con Ciclo 1 (Transición Mayor y Menor), momento en el que conocemos a los niños y niñas que pasan a Primero Básico. Ahí observamos la forma de trabajo de nuestras colegas de Párvulos, vimos a los niños y niñas interactuar durante el recreo y nos dimos cuenta que ellos/as no eran quienes tenían que cambiar, sino que éramos nosotras y nuestras prácticas insertas en un sistema escolar rígido, con pruebas y calificaciones, las que tenían que variar”, según comentó la Profesora Erika Pérez.

A continuación, la Profesora Valeria Macías, explicó el impacto que produce el paso a Educación Básica en los y las Estudiantes por el brusco cambio metodológico. “Los niños y niñas se desmotivan por el cambio de metodología, les resulta difícil por la falta de coherencia que existe entre las prácticas del aula y las pruebas escritas con las que son evaluados/as», dijo. «Además no son conscientes del significado de la calificación, y luego le entregan al número un valor de cambio a través del cual buscan obtener el reconocimiento de sus profesores/as, familia y pares. Esto se traduce en altos niveles de competitividad, presión por obtener buenas calificaciones y frustración en caso de no lograrlo”, señaló.

Las pedagogas también señalaron que, tras dejar el sistema de calificación numeral y dar paso al sistema de evaluación cualitativa enfocado en los procesos de aprendizaje, junto a las docentes de Primero y Segundo Básico y la Unidad Técnica Pedagógica (UTP), redefinieron el concepto de evaluación basándose en el enfoque Evaluación para el Aprendizaje (EpA), como “un proceso sistemático, continuo y planificado, que recoge evidencia de aprendizaje, con el fin de analizarla y reflexionar sobre nuestra práctica y los aprendizajes de los estudiantes, para retroalimentar y tomar decisiones que conduzcan a la mejora del proceso de aprendizaje”.

Esta nueva perspectiva, explicó Pérez, pone en relieve el “para qué se aprende”, además de evidenciar con claridad  la progresión del aprendizaje debido a los instrumentos utilizados como listas de cotejo, escalas de valoración, rubricas, portafolios y apunte anecdótico, que permiten tener un registro constante del trabajo y progreso de cada Estudiante, en el cual la observación es uno de los elementos más importantes.  

Al finalizar la jornada se realizó una ronda de preguntas abiertas, en la que surgió una inquietud que frecuenta a quienes conocen el sistema: cómo se realizar el proceso de promoción atendiendo a que el Ministerio de Educación exige una calificación numérica. Ante la interrogante explicaron que se realiza una categorización de nota 4 a 7 con la que se convierte el nivel de avance en una nota. «Sin embargo nos dimos cuenta, después la experiencia con los Primeros Básicos de 2017, que para las familias la nota solo tiene un carácter administrativo. Se interesan más por el nivel de avance de los niños y niñas, el que es comunicado a través de reuniones personales durante el año con padres, madres y Apoderados/as y un informe final”, puntualizó Macías.

Es preciso recordar que luego de que el sistema de Evaluación sin notas se hizo público, la Dirección del LMS recibió al senador Jaime Quintana (PPD) quien estaba interesado en conocer su metodología y argumentación, y que posteriormente comprometió un proyecto de ley para eliminar las notas hasta Cuarto Básico en todo tipo de establecimiento.


Agenda

17
SEP

Cierre Vacaciones Fiestas Patrias

18
SEP

Fiestas Patrias

21
SEP

Día Internacional de la Paz

26
SEP

Día Internacional de la Prevención del Embarazo Adolescente

Ver Agenda
Transparencia Pago en línea